| Lobo Mexicano | Placeres Orgánicos
lobo mexicano
lobomexicano

Lobo Mexicano

, ,

Hoy les voy a presentar a una subespecie mexicana, a lo mejor varios de ustedes han oído hablar de ella pero les voy a contar un poco más de: el lobo  mexicano (Canis lupus baileyi).

 

Es la subespecie de lobo más pequeña de Norteamérica; con la cabeza grande, el hocico corto y grueso con un cojinete nasal ancho, los ojos son pequeños; las orejas cortas, redondeadas y erectas, el pelaje es largo y generalmente café o grisáceo en el dorso y más claro en el vientre y patas. El peso corporal promedio en machos es de 33 kg y en las hembras es de 27 kg.

 

En cuanto a su alimentación la presa habitual del lobo mexicano parece haber sido el venado cola blanca (Odocoileus virginianus), que bien podían matar uno o dos lobos juntos. También cazaban pecarí de collar (Pecari tajacu), conejos (Sylvilagus sp.) y otros mamíferos medianos y pequeños.

 

Conforme se acerca la época de reproducción, las manadas se dividen; en enero se forman las parejas y el apareamiento ocurre en febrero, las hembras entran en periodo de receptividad sexual entre los meses de febrero y marzo, se reproducen sólo una vez al año. Tras un periodo de gestación de 60 a 63 días nacen las crías entre marzo y mayo. El tamaño promedio de la camada es de una a nueve crías.

 

Es una especie que forma manadas, dentro de las cuales se establecen jerarquías, generalmente alrededor de una pareja reproductiva, constituida por los individuos denominados “alfa”. Los individuos alfa, a diferencia de otras especies no precisan ser los más agresivos, por el contrario, suelen ser los más amistosos y son los únicos que se aparean en el grupo. El trabajo cooperativo contribuye al éxito en la reproducción de las parejas y se sugiere que la experiencia y la capacidad de aprendizaje son de suma importancia en la cría de los cachorros.

 

El lobo mexicano se distribuía en ambientes relativamente húmedos y templados, preferentemente en los bosques templados y pastizales, donde tenían acceso a una mayor disponibilidad de presas. La distribución original del lobo mexicano abarcaba prácticamente toda la región suroeste de Estados Unidos, en los estados de Arizona, Nuevo México, Texas y parte de California, y se extendía por las regiones Norte y Noroeste de México, abarcando 9 estados de la República Mexicana (Sonora, Chihuahua, Coahuila,  Durango, Zacatecas, San Luís Potosí, Michoacán, Puebla y Oaxaca). Actualmente está subespecie se considera extinta en vida silvestre en Estados Unidos de Norteamérica y en México aún no se ha confirmado su desaparición en vida silvestre.

 


El lobo mexicano es una parte muy importante del ecosistema, se encuentra en la parte alta de la cadena alimenticia, como carnívoro actúa en el control del crecimiento de las poblaciones de los grandes herbívoros y por ello indirectamente promueve la diversidad y abundancia de plantas.

 

logoMaJo

Share Button

lobo lobolobo

Notas relacionadas