| El lujo del periodo | Placeres Orgánicos
El lujo del periodo
El lujo del periodo

El lujo del periodo

, ,

El lujo del periodo

 

Los protectores higiénicos son elementos imprescindibles para cualquier mujer durante el periodo menstrual, pero ¿qué pasa cuando estos están fuera de precio? 

 

La Mutuelle des Etudiants (LMDE), es una compañía de seguros que los estudiantes que están en Francia pueden contratar y renovar cada año; entre sus prestaciones se incluyen reembolsos por gastos médicos de diferente índole. A partir de abril 2018, la LMDE reembolsa también todo tipo de protecciones higiénicas –toallas, tampones y copas menstruales, mediante presentación de comprobantes; los miembros masculinos también pueden hacer beneficiar a las mujeres de su entorno–, pero ¿por qué? Esto es el resultado de la imposibilidad de una parte de las estudiantes de procurarse este tipo de artículos cada mes. Para entender un poco más de la situación, cabe aclarar que en Francia la gran mayoría de los jóvenes (hombres y mujeres) dejan el nido familiar al comenzar la universidad (o incluso desde la preparatoria), y en muchas ocasiones son ellos mismos quienes tienen que cubrir la mayoría de sus gastos. Una carga económica sumamente pesada, como podrán imaginarse, obligando a muchas a saltarse comidas, a no cambiarse tan seguido como deberían (pudiendo causar un choque tóxico) o a pedir prestado sistemáticamente. Y es que, además de la precariedad de las (y los) estudiantes, el costo de las protecciones femeninas comprende un impuesto ¡del 20%!, una situación discriminatoria si lo comparamos con productos de higiene masculina o con productos cotidianos, como los refrescos, los cuales tienen un impuesto de tan sólo 5.5%.

 

Misma historia en Gran Bretaña, donde los productos de higiene femenina comprendían un impuesto del 17.5% hasta el año 2000, cuando se redujo a 5%, la misma tasa que los bienes de lujo; mientras que los productos de aseo masculino como (como navajas de afeitar), no tienen impuesto. Más específicamente, el gobierno escocés anunció el 24 de agosto de 2018 que pondrá a disposición de sus estudiantes mujeres productos higiénicos gratuitos, a través de un plan de más de 5 millones de libras.

 

Por fortuna, algunos gobiernos están reaccionando contra esta absurda situación. El 1 de julio de 2015, el gobierno canadiense decidió eliminar el impuesto del 5% en estos productos. En otros casos, son emprendedores los que tratan de facilitar el acceso a estos productos de primera necesidad. En la India, donde para muchas mujeres comprar protecciones implica no comprar leche y que sus hijos pasen hambre, un hombre creo una toalla sanitaria con bajos costos de producción: un producto al alcance de las mujeres en situación precaria y una paso para remediar el hecho que 70% de todas las enfermedades reproductivas en la India son causadas por una mala higiene menstrual, que también puede afectar la mortalidad materna, según el diario The Guardian.

 

En 2016, en México se ingresó una petición en la cámara de senadores para que los productos de higiene femenina estén libres de IVA (16%), en virtud de ser productos de primera necesidad, además de que para las mujeres de escasos  recursos representan un costo significativo mes a mes (25 a 50 pesos por un paquete sencillo de toallas o tampones), pero esta propuesta no ha tenido seguimiento, quedando en el olvido.

 

Este artículo fue desarrollado por

Laura Tejeda Meza

Si quieres leer más artículos de su colaboración da click aquí.

Share Button

El lujo del periodo

Notas relacionadas