| Bisquets de Camote | Placeres Orgánicos
r_izq_pos_bisquet_camote
r_der_pos_muffins_camote

Bisquets de Camote

,

Estos bisquets me encantan porque están hechos de un alimento mexicano tradicional muy nutritivo, el camote. Yo siempre trato de incluirlo en mi dieta porque además de delicioso, tiene propiedades desinflamatorias, es fácil de digerir, contiene mucha fibra, y vitaminas A y C.

Es súper versátil, lo puedes comer salado, dulce o usarlo como base de estos bisquets. Estos son una gran idea para disfrutar por la mañana y mandarles a los niños de lunch, son muy fáciles de hacer.
A mí me encanta mezclar harinas de diferentes granos, así que yo los hago con tres harinas diferentes, pero si no las tienes a la mano, usa la que tengas, de preferencia que una de tus opciones sea integral y procura siempre que sean orgánicas.
Ingredientes:
(12 piezas aproximadamente)
  • 1 taza de harina de espelta integral
  • 1 taza de harina de arroz o harina blanca orgánica, sin blanquear
  • ½ cucharadita de bicarbonato
  • 2 cucharaditas de polvo de hornear
  • 1 cucharadita de sal de mar o sal rosa del Himalaya (mi favorita)
  • ¼ taza de mantequilla muy fría, en trocitos
  • 1 taza de camote
  • 1/3 de leche (yo prefiero de almendra, pero usa la que te guste)
  • 3 cucharaditas de miel de abeja o de Maple
Preparación:
1. Necesitas que el camote esté súper suavecito, para ello puedes ponerlo en el horno o en un horno eléctrico pequeño a 250 grados por unas 2 o 3 horas, con todo y la piel. Lo puedes hacer un día antes. Cuando el camote se enfrié, retira la piel y machácalo con un tenedor.
2. Precalienta el horno a 200 grados centígrados.
3. Mezcla en un procesador de alimentos todos los ingredientes secos -las harinas y polvos-, y agrega poco a poco la mantequilla con el procesador trabajando.
Te vas a dar cuenta que parece que la mezcla no tiene mantequilla, ya que se sigue viendo casi pura harina. Después, agrega el camote -1 taza-, la leche y la miel y verás como se integra todo en una masa.
4. Retira primero la cuchilla del procesador de alimentos y saca la masa sobre un papel encerado y usa otro para cubrirlo. Con el rodillo, extiende la masa de aproximadamente 2 cm de ancho.
5. Corta tus bisquets con un molde para hacer galletas de aproximadamente 4 centímetros de diámetro, o con un vaso pequeño. También puedes usar formas que te gusten, de corazones, flores… para hacerlos más divertidos.
6. Colócalos en una charola sobre una base de silicón, que es lo más recomendable para hornear. si no tienes de silicón, evita usar teflón o aluminio, puedes poner sobre tu charola papel de encerar doble. Hornéalos de 15 a 20 minutos.
Son deliciosos recién horneados, con un poco de mantequilla o mantequilla de coco.
Share Button